Menu
A+ A A-

Sentencia favorable al derecho de los trabajadores a la adaptación horaria por estudios

La empresa tiene la obligación de favorecer la accesibilidad de sus trabajadores a la educación y formación porque redunda en beneficio de su derecho a la promoción profesional que depende, en gran medida, de la formación del trabajador.

 

Accede a la sentencia


El supuesto; un trabajador está realizando el 2º año de un ciclo superior con horarios de mañana de lunes a viernes de 9 a 14:30 horas, y antes se le adaptaron sus horarios de trabajo para que pudiera cursar los estudios, pero en el curso en que está el gerente de la empresa le ha negado verbalmente esta posibilidad.

Tiempo atrás un cargo intermedio si ajustó el horario del trabajador al curso escolar, pero sin elevar la petición a la dirección de la empresa.

Se comunica la petición a la dirección de la empresa, y se le niega el derecho solo con el argumento de que está establecido un sistema de turnos rotatorios de mañana y tarde, y por problemas organizativos, pero sin especificar cuáles son.

Durante el proceso, no existen o no se han probado por la empresa causas organizativas de peso que impidan o dificulten aceptar la opción que propone el trabajador para poder continuar sus estudios. En la negativa, no se explican los supuestos obstáculos de organización y respecto a la mera alegación de que ha habido "modificaciones en la tienda" y "modificación de la carga de trabajo, que se ha incrementado", no explica la empresa en qué medida estas "modificaciones" inciden en la opción del trabajador por el turno fijo de tarde.

El ejercicio por los trabajadores de su derecho a la promoción profesional impide a la empresa limitar el alcance y el efecto de las normas que reconocen aquel derecho más allá de lo razonable, mediante una interpretación restrictiva que no encuentra justificación alguna, afirma la Sala para desestimar el recurso de la empresa y confirmar el reconocimiento del derecho del trabajador a la educación y el reconocimiento de su derecho a la elección de turno de trabajo.

En la Sentencia, la Sala expone que no se trata de una facultad discrecional de la empresa, sino de una obligación legal en pro de la accesibilidad del trabajador a la educación que la empresa no puede ignorar, y cuya negativa no ha sido debidamente fundada en causas organizativas de entidad que deban prevalecer frente al derecho del trabajador.

 
Modificado por última vez enViernes, 10 Enero 2020 14:17
volver arriba

Social FeSP

   

 

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Más información